Día de la Ascensión

El Día de la Ascensión es una celebración cristiana que solemnemente se conmemora cuarenta días después del domingo de resurrección. Conmemora la ascensión del Señor Jesucristo al cielo en presencia de sus apóstoles tras comunicarles que les dejaría el Espíritu Santo.

Según la doctrina cristiana se dice que Cristo subió de forma física al cielo tras haber resucitado en presencia de sus discípulos. Subir al cielo o ascender al cielo significa una unión física con Dios el Padre y no un cambio espiritual de la persona. Este punto del misterio pascual tiene relación con la preponderancia que le da la teología cristiana a la corporeidad, que la palabra de Dios tomó en la encarnación.

Esta encarnación es glorificada en la ascensión de Cristo a la diestra de Dios el Padre y que los muertos recuperarán de alguna forma en la resurrección. Este suceso se narra en  Marcos 16 y 19, Lucas 24: 50-51 y Hechos de los Apóstoles 1: 9-11. La liturgia  cristiana asevera la ascensión de Cristo en el Credo de Los Apóstoles y en el Credo de Nicea Constantinopla.

El Día de la Ascensión es un día festivo y de celebración en varios países de varios continentes. En Europa se cuentan Suiza, Alemania, Suecia, Austria, Países Bajos, Bélgica Noruega, Dinamarca, Luxemburgo, Finlandia, Islandia y Francia. En África: Costa de Marfil, Bénin, Burkina Faso, Burundi, Senegal, Namibia y Madagascar. En América: México, Colombia y Haití. En Asia: Indonesia y Filipinas. En Oceanía: Vanuatu.

Relatos de la Biblia

En el evangelio según Marcos la narración de la Ascensión es corta. Jesucristo y los apóstoles están sentados en la mesa, seguramente en el cenáculo. Jesús reprocha a sus discípulos su falta de fe y las dudas de su corazón porque no habían creído a las personas que le habían visto resucitado. Les dice que vayan por todo el mundo anunciando el evangelio de paz. Quienes crean en sus palabras y se bauticen recibirán la salvación, pero quienes no quieran creer no se salvarán.

Las señales que acompañarán a los que crean serán estas: en mi nombre echarán demonios, hablarán en nuevas lenguas, las serpientes no les harán nada y si bebieren veneno no les afectarán. Pondrán las manos sobre los enfermos y los sanarán. Luego de esto Jesús subió al cielo y se sentó a la diestra de Dios. Los discípulos del Señor Jesucristo se fueron a predicar y el Señor les ayudaba. Les reafirmaba los sermones con señales  como lo reza Marcos 16: 14-20.

Aquí Marcos solamente describe que la Ascensión del Señor si se dio y la relaciona con la glorificación del resucitado. Este suceso llama a la fe y la conversión. Es importante hacer notar que en el libro de Hechos se describe que los discípulos regresaron  a Jerusalén desde el monte de los olivos.

Historia del Día de la Ascensión

La ceremonia llamada el Día de la Ascensión del Señor es una festividad muy arcaica. Aunque en realidad no existe evidencia documentada de su existencia antes del siglo V algunos indicios dejan de entrever que San Agustín de Hipona manifestó su origen apostólico y se refirió a este día como una celebración universal de la iglesia aun desde antes de su tiempo.

De la misma manera se le menciona con frecuencia en los escritos de San Gregorio de Nisa, San Juan Crisostomo y en las Constituciones Apostólicas del siglo IV. La peregrinación de Egeria hace mención a la vigilia que se efectúa en esta festividad y a la fiesta como tal. Estas tradiciones se conservan en la iglesia que está sobre la gruta de Belén. Posiblemente antes del siglo V el hecho narrado en los evangelios se conmemora conjuntamente con la solemnidad de la pascua o de pentecostés.

También se dice que el discutido decreto 43 del Concilio de Elvira sancionaba la celebración de una fiesta cuarenta días después de pascua, dejando de lado el día de pentecostés cincuenta días más tarde. Esto implicaría que la Ascensión se conmemoraría junto con pentecostés.

Históricamente se ha considerado al Día de la Ascensión como un día de recordar a nuestro Salvador Jesucristo. Rememora el ejemplo de Jesús para las generaciones cristianas y del mundo entero.  Es una fecha para meditar y de reencuentro con Dios, nos invita a participar del pensamiento cristiano y de acercarnos a la Deidad.

No importa en qué fecha sea programado el Día de la Ascensión, siempre será un día esperado por todos aquellos que desean recordar su contenido religioso. A continuación se describen los Días de la Ascensión de la década 2010-2020.

Día de la Ascensión
AñoCatolicismoOrtodoxismo
201013 de mayo
201102 de junio
201217 de mayo24 de mayo
201309 de mayo13 de junio
201429 de mayo
201514 de mayo21 de mayo
201605 de mayo09 de junio
201725 de mayo
201810 de mayo17 de mayo
201930 de mayo06 de junio
202021 de mayo28 de mayo
 

Iconografía del Día de la Ascensión

El carácter religioso del Día de la Ascensión es un tópico muy estudiado en el arte cristiano. Es muy común que en la estructura de la escena se represente la dualidad de planos, es decir el plano espiritual y el plano terrenal. Igualmente se representa a la Deidad en su lugar perfecto, en el lugar que le corresponde. Sus semblantes hacen eco de su magnificencia, el resplandor de sus rostros nos recuerda quiénes son y que superioridad representan con respecto al plano terrenal.

En el misterio litúrgico se proclama un momento de la existencia de Jesucristo y se participa de la eucaristía en Él. Se manifiesta la naturaleza humana de Jesús como canon al menoscabo padecido por Él durante su muerte. La naturaleza humana ha sido tan noblemente engrandecida a través de la Ascensión que puede participar de la magnificencia del Señor. Finalmente se puede decir que este es un día en que se nos enseña a entender y vivir la misma gloria que Jesús posee.